17 June 2007

Mujeres militares: durmiendo con tu enemigo

O con tu violador. Y qué quieres, niña... que son tíos aislados sometidos a presión. No somos iguales. Tu no les violarías ¿no? Pues ellos a ti sí. ¿Justificable? Pues no, pero real como la vida misma: un tercio de las mujeres que cumplieron el servicio militar en Estados Unidos en el 2003 fueron víctimas de una violación o de un intento.

No pregunto en España, que aquí no se habla de esas cosas. Los psiquiatras estiman que una de cada cuatro mujeres de este país ha sufrido un abuso sexual y aquí nadie dice ni pío no te vayan a llamar puta.

Eso sí. No hay píldora del día de después en las bases militares, o Plan B (como le llaman los americanos). La propuesta bicéfala que ponía de acuerdo a demócratas y republicanos no ha salido adelante.

La "juerga padre" para las locas estas que quieren ser iguales*. ¿Y el Plan C? Todos asexuados. Aquí no pasa nada.

*No he dicho nada de las injustas diferencias de criterio en las pruebas de acceso al ejército porque no sé si en Estados Unidos también son distintas para ellos y para ellas. Pero las mujeres ahí siempre reclamando que somos iguales ante la guerra. Voy a darle otra vuelta en la cabeza a ver si termino de entenderlo...

9 comments:

Juan Fernando C. said...

Me declaro un fan de tu blog.

Adelante, que te leemos con interés y deleite.

Anonymous said...

Lo de un tercio de las mujeres ¿de dónde lo has sacado?

¿Del Granma?

Carlos SS said...

Me parece una exageración y sacar de contexto un tema que aquí en España no tiene cabida.

He sido militar profesional en España desde un tiempo antes de que empezara la profesionalización hasta ahora. Nunca, en mis 12 años de profesión, he tenido constancia en mi unidad o en otras de que se hubiera producido el menor caso de agresión de tipo sexual. La vida en unidades militares, de primera línea de o de apoyo, entre hombres y mujeres simepre ha sido de un trato exquisito.

Por favor lady Godiva, no saque de contexto noticias al azar ya que, como bien sabe, muchas de las cosas que suceden en EEUU no son extrapolables aquí.

"¡Zapatero ríndete! te tenemos rodeado"

Mary White said...

Gracias JF, lo mismo digo!

Anónimo 1, lo he sacado del link en el que aparece una noticia de Estados Unidos.

Carlos SS, no eres el único en el mundo que tiene relación con el ejército español. Yo estas cosas las he aprendido de militares que han vivido en sus carnes la incorporación de la mujer al ejército, y que han escuchado denuncias de las mujeres destacadas en zonas de conflicto, y que han tenido que enfrentarse a embarazos no deseados, y a cosas que pasarían en un internado si mezclas niñas y niños. Cualquiera que haya ido a un inocente campamento sabe de qué hablo.

Ya digo que en España estas cosas no se hablan. Y no es una noticia al azar... las escojo. Hay cosas que suceden es USA que aquí no, es cierto, y al revés... no hay adalides de la moral o del honor... ni ellos ni nosotros.

berti said...

Estoy de acuerdo con María. No se habla de ello y por eso no se sabe, pero claro que ocurre. A parte puede influir que muchos actos que sí suponen un abuso o un acoso sexual no estén así considerados por la opinión pública, más que nada porque la opinión pública no es tan sofisticada como para entrar en esos matices (que sí, son muy importantes).

Entropía said...

A 2003 survey financed by the Defense Department found that almost a third of military women reported being the victim of rape or attempted rape during their tenure in the military.


Chin, ¿y por qué se fía una ancap, tan de repente, del Departamento de Defensa? Tampoco veo por qué traducir "almost a third" por "un tercio" ni "reported being the vistim" por "fueron víctimas".


Salud.


P.s. Estoy de acuerdo, por supuesto, con la crítica a la idea maligna subyacente:

No se nace mujer, se llega a serlo

Eso lo será ella...

Mary White said...

Entropía, el Instiputo de la Mujer (no es una errata) no publica estas cosas por aquí... y porque no me fío del Ministerio de Defensa redondeo hacia arriba (y me quedo corta).

Ya conozco los trabajos de Wendy, ese también, pero con un poco de agudeza puedes (además de engullir lo que lees) deducir que la falsedad en las acusaciones depende, entre otras cosas, del contexto. Denunciar a un compañero en el ejército no es cualquier cosilla. Además estás denunciando a otro militar, no creas que debe ser un plato de gusto... desde luego, mucho más complicado que el caso de la universitaria que denuncia al profesor de abuso y sabe que tiene las de ganar.

Pero en realidad ha sido un error por mi parte asumir que las denuncias son necesariamente violaciones. No vayas a pensar que me intranquiliza reconocer las cosas. Por segunda vez, te doy las gracias.

Entropía said...

Gracias a ti, Lady Godiva. Eres una loca del pelo rojo -confío en no confundirme- muy generosa.


Pensaba yo en el contexto 'These times'. El artículo me olió a nosotras parimos, nosotras decidimos, cuyo corolario (?) suele ser, si no se subestima a la izquierda de este o aquel lar, aborto libre y gratuito, gratuito especialmente. Lo de las violadas es un clásico pro-choice para conmover; el efecto reflejo pro-life, no menos clásico, es el raro, raro embarazo de violada. En cualquier caso no es momento de discutirlo, baste advertir que a una publicación progresista como la que enlazas le interesan cifras altas de mujeres víctimas militares, sean ciertas o no. Porque contribuyen al desprestigio del ejército. Porque ellas pueden repetirse nos están violando y sentir el eco de la masculina opresión. Porque, merced a que (casi) nadie se opone al aborto en caso de violación, difunden el plan B, a modo de A cuando les dejan. Pero pensaba por 'malpensar' solamente.


[Desvío ligero. Inspiración Wonka, o Kantor o los dos, aquí el INE da indicios de interés sobre criminalidad según sexo, nacionalidad etc. Llevo un ratito y va ganando varón africano.]



Por último, para los viandantes, insistiendo en lo real como la vida misma, me acordé de que dice Pinker -cortesía Eduardo, Andrés, J. o los tres- que dice Paglia en Sexual Personae:


Durante toda una década, las feministas han hecho que sus discípulos repitieran una y otra vez: "La violación no es sexo, sino un delito de violencia". Tal tontería acaramelada al estilo Shirley Temple ha puesto a las mujeres al borde del desastre. Confundidas por el feminismo, no piensan que chicos de buena familia que se sientan a su lado en clase les vayan a violar. (...) Estas muchachas dicen: "Bueno, he de poder emborracharme en una fiesta de la asociación de alumnos y subir a la habitación de un chico sin que tenga que ocurrir nada". Y yo digo: "¿Ah, sí? ¿y en Nueva York te dejas el coche abierto con las llaves puestas?". Lo que yo digo es que si después de algo así a uno le roban el coche, sí, la policía debe buscar al ladrón y hay que castigarle. Pero, al mismo tiempo, la policía -y yo- tenemos derecho a decir "¡Serás idiota! ¿En qué demonios estabas pensando?".


Buenas noches.

Carlos SS said...

En los mercados municipales hay hombres y mujeres trabajando juntos, en los mataderos hay hombres y mujeres trabajando juntos, en los grandes hipermerecados hay hombres y mujeres trabajando juntos, etc, etc, etc.

¡¿Pero que memez es esta de sacar de cotexto algo como esto?! El querer hacer parecer el Ejército Español como una pandilla de guarros es tan aberrante que sólo puede surgir de una mente enferma y sin un claro conocimiento de lo que sucede a su alrededor.