8 January 2008

Las identidades silenciadas

Cuenta Jean-Paul Fitoussi citando a Sen en Proyect Syndicate que cada uno de nosotros encierra múltiples identidades. Se puede ser negro, católico, padre, violinista, jugador de ajedrez, cinéfilo y experto en Tai-Chi, todo a la vez.

Explica los dos modelos de convivencia en una sociedad compleja como la actual en la que se mezclan inmigrantes con diferentes religiones, razas, tradiciones, culturas, etc.: el inglés, basado en la pluralidad y el francés, basado en el multiculturalismo igualitario.

El modelo inglés ha respetado la tradición de cada residente sin necesidad de forzar la mezcla. Simplemente se asegura la igualdad ante la ley. La justicia es suficiente para que haya convivencia en cualquier sociedad, como dijo Adam Smith en su Teoría de los Sentimientos Morales.

El modelo francés ha degenerado hasta el punto de caer en una curiosa contradicción: a pesar de basarse supuestamente en la igualdad, necesita saltarse el sagrado principio de igualdad ante la ley para asegurar la igualdad de partida de todas las minorías. Y para ello somete al silencio a las diferenciadas identidades de los individuos que componen esa minoría.

¿Es usted inmigrante latino? No importa que sea muchas cosas más, solamente consideraremos esa faceta de su identidad y la subvencionaremos de manera que ya no será ninguna otra cosa. Sólo una de sus identidades será reconocida.

¿Bonito, eh? Y esos a quienes se les llena la boca con palabras como igualdad de oportunidades, en realidad tiranizan y minoran la riqueza individual... por un puñado de votos. Y con mis impuestos, oiga.


Fuentes:
¿Quién es Jean-Paul Fitoussi?
El artículo de Fitoussi en Proyect Syndicate

5 comments:

Anonymous said...

De la segmentación de la sociedad en identidades diferenciadas (gays, feministas, nazionalistas, etc.) creando para ellas exclusivos derechos, saben mucho quienes se definen así, y sobre todo el poder que necesitado de sus votos, hace uso de tales identidades.

¿Quién fue el que dijo que no hay posibilidad de manipular la identidad individual si antes no se la fragmenta socialmente?

Pues eso, María... y me alegro que lo de tu familia se haya resuelto favorablemente. Yo tambien tengo amigos comunistas de la talla que los tiene tu padre, ¡Claro! Que que son de esas personas, que han aprendido con los años a forjarse una identidad individual a pesar del objetivo de su idelogía por fragmentarle socialmente.

Feliz año María

Pablo el herrero

Mary White said...

Gracias, Pablo. Feliz año para ti y los tuyos también. Fíjate que el alcalde comunista está convencido, según sus investigaciones, de que los valientes esos son los mismos que tienen amedrantado al cura del pueblo, y que son, además los camellos oficiales. Y no son de clase trabajadora... que están cogiendo aceituna, son veinteañeros mantenidos. Te agradezco el interés. Un abrazo.

bastiat said...

Segmentar a la sociedad no es mas que la realización actual de la eterna lucha de clases que el socialismo precisa para tener enfrentados a los individuos unos con otros y otorgar privilegios, que no derechos, para así depender del Estado pretendidamente igualador, realmente discriminador, en función del grupo al que perteneces.

Es la actual falacia socialista por la cual lograr que todos los individuos pertenezcan a un grupo determinado es la mejor manera de tener controlada a la sociedad.

Lo de tu padre que comenta el herrero.... lamentable... ahora bien... es que se lo has puesto a huevo a estos brigadistas bolivarianos de la blogosfera.

En fin....

Luis I. Gómez said...

Ese artículo de Fitoussi entra por las neuronas igual de bien que un buen malta baja por la garganta.

Coincido con Bastiat en su apreciación: por el enfrentamiento social al poder.

De acuerdo que han sido las clases dominantes las responsables directas del igualitarismo multicultural, pero tampoco debemos caer en el victimismo: nosotros todos tenemos buena culpa de ello (bueno, unos más que otros). Con lo bien que se está en un cajón de sastre, sin llamar excesivamente la atención y aceptando la limosna que nos toca por ello!

mutawakil bin al farsi said...

Pero ¿entonces cual es el modelo bueno? ¿el inglés? ¡yupi! mujeres en burka por la calle y chavales de 14 años a las escuelas coránicas...Eso es lo que hay en UK.