25 April 2007

Llévense a mi hija

Susana es rebelde, es agresiva, le gusta ir de líder, y eso es lo malo, que no tiene miedo a nadie. (.../...) Yo culpable no me siento, me siento responsable. No puedo hacer nada. Ni me dejan tampoco hacer nada. Por que si la pegas, malo, atarla que es la única solución para que Susana no hiciera nada, tampoco...

Eso es lo que dice Mónica López, la mamá de la niña que, con 13 años sólo quiere vivir en una chabola, sin normas, robando para comer, o para irse a Alicante con su novio. No quiere ir al Instituto y no va. Los padres han ido a todo tipo de terapias para PICHI (Padres Impotentes Con Hijos Indomables). Dicen que siguen todas las pautas que aconsejan para tratar con adolescentes. Esfuerzo infructuoso. Ahora elevan la vista a la administración buscando alguna solución:

Le pido a Servicios Sociales que se haga cargo de la situación que estoy viviendo porque desaparece tres días y luego qué. Y se va sin dinero ¿qué puede estar haciendo sino robar o prostituirse?(.../...) Si Susana roba como sabe que legalmente no hay castigo, que no pasa nada, pues eso, como con todos los menores de 14 años... se hacen más valientes. Si hay algún centro para casos de estos, que se la lleven, que la traten.

Tiene dos denuncias por robos y agresiones pero la madre se niega a reconocer que es una delincuente. Por eso no quiere que se la lleven a un reformatorio, busca un centro especial. El director de la Fundación Municipal de Servicios Sociales considera que asumir la tutela debe ser la última opción, que primero hay que hacer como con otros casos similares, "trabajar" con la niña y con los padres a ver si da resultado.

¿Y si la dejan en paz que decida por sí misma y que asuma las consecuencias de sus actos?
Uy, no, que es una menor, no puede trabajar, no es capaz de decidir por sí misma...
¿De coña, no?

10 comments:

Antonio said...

Qué peliagudo. No sé con que clase de terapeutas habrán topado, pero me imagino que le tendrán aversión a la "química" y tratarán de dar con un remedio dialectico-conductual, vamos, psicológico ... no estoy diciendo que le den haloperidol o algún otro neuroléptico burro, pero sí que no se dejen convencer de que sólo con infinita paciencia, palmaditas y algún sedante la cosa se va a poner mejor.
Por otro lado está el asunto de la ley del menor ... eso de dejarla hacer su vida cuando la muy cabrita sabe que apenas sí se le puede poner la mano encima me parece un problema que nos deja indefensos a los demás, incluidos a los minarquistas que nos vamos quedando faltos de excusas ;-)

Nacho said...

Que la manden a Corea del Norte. Allí le enseñaran disciplina poniendola a pasear cartulinas por los estadios.

Libertas said...

Habría tanto que hablar sobre el tipo de justicia que se practica en los "estados del bienestar"...
Monopolio coactivo + financiación vía impuestos obligatorios + negación de la noción de responsabilidad individual (la sociedad, la educación, una infancia difícil siempre son las responsables, nunca los sujetos) + espíritu buenista del derecho penal que no se centra en la retribución a la víctima sino en hacer pagar supuestos crímenes contra la sociedad o el estado.
Peligroso cóctel.
Además de injusto e inmoral.

K Budai said...

Hay demasiadas cosas que estorban en ese lío. Confieso que el único personaje de la historia con posibilidades de serme simpático, de tratarlo personalmente es Susana. Pienso que tiene problemas reales, todos MUY SENCILLOS de resolver y que se quedarán ahí, empeorando para siempre.

La incompetencia de los padres no me da ninguna lástima, al PICHI (que nombre tan simpático) solo le veo sentido si los padres van allí a recibir patadas por el culo, no por Susana y sus rollos, sino por ellos mismos.

Pero leo además en la noticia del enlace esta frase tenebrosa que hace perder toda esperanza de solución:

«En el Principado hicieron hincapié en que las pautas a seguir serán similares a las que desarrollaron en el caso del menor obeso, cuya tutela fue retirada a sus abuelos»

Germánico said...

¡Menuda pieza!.

Gwen said...

¡pero vaya panda que hay por aquí! ¿a Corea, nacho? a Corea vete tú, que la niña elige solita, ¿no has leído? se las pira a Alicante con su novio... ponle puertas al campo, anda. Disciplina a los padres... menudos cabrones "que se lleven a la niña que no la soporto" ¡pues te jodes, tía!
Si Susana no puede currar ¿qué va a hacer? pues lo que sea menos someterse. Supongo que es una heroína de la libertad como las de Jorge Valín. Y luego le critican.
Coincido con K.
Libertas... ¿qué hay que hablar de Susana? ¿quién decide por ella? ¿si roba porque le prohiben trabajar? ¿que no está permitido vivir en una chabola porque "no es digno", ni aunque sea tu elección?
Jodeeer.... qué país.

Mary White said...

Antonio, no sé si darle pildoritas a una niña "problemática" es la solución. Creo que no. Lo que apunta este tipo de noticias, como señalas, es lo difuso del concepto de mayoría de edad. Además trae a colación el tema del trabajo infantil, la prostitución infantil, y si como dice K Budai a quien habría que penalizar no es a los padre... o a nadie y dejar a la cría en paz.
Gwen... modera tu lenguaje.

Carlos said...

- "Si Susana no puede currar ¿qué va a hacer?"
Pues largarse a Guatemala a picar piedra o a picársela a algún minero. Así, al menos haría un acto de caridad por los más necesitados.
Si es mayorcita, que aprenda a chuparla bien y se saque unos eurapios en algún país asiático.
Te puedo dar decenas de alternativas, pero no irse a Alicante a robar a gente inocente. Que no le guste el sistema no le da ningún derecho a pagarla con los que no le han hecho nada.

- "¿si roba porque le prohiben trabajar?"
- Pues ya sabes, a ejercitar trapecio en algún burdel filipino y a tomar inyección de carne hasta que sea adulta. No ir a pagarla con un inocente.

Si somos mayorcitos para currar y para abrirnos de patas de camino a Alicante -mientras robamos a inocentes- tb. lo somos para cogernos un vuelo barato a algún país con trabajo infantil. O para alegrarle la vida durante 10 minutos a algún padre de familia necesitado.

Espero que te gusten mis soluciones. Creo que son menos violentas y más humanitarias.

Carlos said...

Perdón por no firmar antes, soy Carlitos. El amigo de los niños, estén perdidos o no.

Antonio said...

Mary White,
De echo sí es una solución siempre que se empiece pronto y el tratamiento esté personalizado porque es muy posible que la niña fuera hiperactiva de pequeña y al no tratarsele como tal, salvo con inútiles charlas psicológicas, digo yo, haya empeorado su impulsividad derivando en un comportamiento agresivo ... conozco varios casos.
La cuestión no es dilucidar si su comportamiento se puede "disculpar" o si asumiendo la raiz neurológica del mismo es posible considerarla "esclava" de su temperamento, no libre ... en fin creo que Francisco Capella lo trata en intelib en el apartado de libertad. Vamos que creo que la cuestión es: si asumimos que se trata de una patología neurológica y pensamos que existe un tratamiento, ¿se lo proporcionamos ? ¿es ético darle la oportunidad de tener otra vida? ¿acaso realmente ha escogido esta? ¿puede una niña decidir tal cosa?