25 February 2009

Ponga un liberal en su partido


Esto no es nuevo, es más de lo mismo, pero para quienes insisten e insisten en que el liberalismo político está en el Partido Popular, traigo esta entrada de Juanjo Mercado en el blog de UDE, que comparte con Alberto D. Justo.
Juanjo trae a colación un artículo de Ansón (que yo también reproduzco) y lo introduce magistralmente; firmo desde la primera hasta la última palabra:

Conviene repetirlo sin cansancio: primero, el liberalismo español da pena; segundo, el liberalismo de Esperanza Aguirre es propaganda burda; y tercero, el liberalismo de los españoles que aplauden a Aguirre es –por decir algo suave- patético.


Y lo que dice Ansón al hilo del asunto del Teatro del Canal, es lo siguiente:

ESPERANZA AGUIRRE ha hecho exactamente lo contrario de lo que siempre ha defendido. Antes de ser concejalita del Ayuntamiento de Madrid proclamaba a los cuatro vientos y tempestades la superioridad de la iniciativa privada sobre la gestión pública, las ventajas de la sociedad de libre mercado y los fallos del sistema socialista.

Ahora ha olvidado sus prédicas de antaño y ha construido un edificio gigantesco destinado al teatro, en competencia arisca, clara, desleal, con los empresarios privados. El costo real de la operación, si sumamos el precio de mercado de los terrenos al de la construcción y otras bagatelas se mueve en el entorno de los 50.000 millones de pesetas. Con ese dinero, los empresarios privados hubieran situado a Madrid durante los próximos diez años en el puesto de cabeza de las grandes ciudades con actividad teatral.



De esto nos enteramos... ¿cuántas más habrá de las que no trascienden pero existen?

19 comments:

Nicholas Van Orton said...

Evita 2.8 me parece otra populista de chicha y nabo. Ahora bien, no podéis acusarla de mentirosa porque demuestra lo que le gusta: el teatro. Teatro, la vida es puro teatro.
Saludos.

Maestro said...

Yo voy a repetir lo que ya he dicho mil veces, que uno no se puede andar con exquisiteces liberales cuando nos estamos jugando precisamente la libertad. ¿O uno puede defenderse de una agresión sin hacer daño? Y no me vengáis con Ghandi o el Aikido, que ya me sé la cantinela.

En una situación de ausencia de peligro como es el caso de USA, Inglaterra, Francia, etc., se puede reprochar a un gobernante el antiliberalismo, incluso hacerlo caer, pero lamentablemente no es nuestro caso.

Tampoco digo que Espe no cometa errores más o menos notables o escandalosos, como lo hizo Aznar, y comprendo que se le critique, pero no creo que sea lo más inteligente para todos ensañarse con ella.

Prevost said...

Esa obra concreta estaba ya en ejecución al llegar Espe a la Comunidad de Madrid.

No tenéis más que buscar en google para ver el lío que se montó con el arquitecto, Navarro Vals, hace un año.

Saludos.

Anonymous said...

En un país donde la mayoria son sociatas y solo un 1% somos liberales de pura cepa austriaca, que esperais?¿

Yo doy gracias a dios de no tener un Simancas o un Miguelito Sebastian donde un día dice una cosa y otro otra. Solo hay que coger un libro suyo para darse cuenta que Miguelito es el mayor teatrero y jeta de España.

Aunque no nos guste, es lo que hay y es para dar gracias. Solo hay que ver a la Maru o al Tomas Gomez para que se te pongan los pelos como escarpias...

Clandestino said...
This comment has been removed by the author.
Clandestino said...

La corrupción y la ramplonería no es liberal ni propia de ninguna forma política, con o sin denominación de origen. La basura siempre lo es, milite en el lado que milite. Hay trepas y carroñeros en la izquierda, en la derecha, y entre ambos, pero las políticas y los ideales, son inocentes de las fechorías que se cometen en su nombre o aprovechándose de su nombre.

Estos trepas y carroñeros se infiltran en organizaciones o medran abanderados con ideales o principios confusos difíciles de definir o entender, incluso para los que se declaran de 'pura cepa', manteniéndose de forma semifurtiva a la espera de hincar el diente a sus presas más ingenuas o confiadas, siendo el liberalismo un campo abonado para acoger y cobijar a toda la morralla ambulante que pase por sus aledaños, hasta perpetrar toda clase de tropelía y fechoría en nombre del mismo.

El liberalismo siempre se distinguió por la libertad e independencia de sus defensores, en la conciencia de que eso solo es posible desde el sacrifico de la autosificiencia obtenida en su propia capacidad y esfuerzo, quedando fuera de toda duda cualquier parentesco con trepas y vividores, que ahora tanto nutren sus filas, autodenominados liberales, infectándolas de anarcovividores que gustan adornarse con sus hermosas justificaciones multicolor con la que cubren sus ronrojos tras predicar acaparando el trigo, donde la iniciativa y la responsabilidad de producirlo siempre recae sobre los expoliados.

Aún así siempre es posible distinguir los que son más de entre los que son menos. Y dentro de este espectro de 'densidades' no veo a E. Aguirre entre las peores, a pesar de ostentar un cargo de alta responsabilidad dentro del rol político de corrupción y delincuencia con la que se unta y lubrica la casta política nacional, una única a pesar de su multicefalía, reunidas todas en el chollo común del expolio nacional, sumida la ciudadanía en la total indefensión que entre todos ellos les han procurado.

No puedo decir lo mismo del Sr. Ansón, siempre enrolado en el mundo más sensible para los poderes públicos, como es la información, tan dada a las presiones, extorsiones y chantajes; sobreviviendo siempre en la cresta y con relativa estabilidad y dulzura, durante todos los regímenes criminales que nos han ocupado sucesivamente desde Franco hasta nuestros días, sin merecer ni un solo reproche por parte de ninguno de ellos, Franco incluido. Significa que ha servido impecablemente a todos ellos. ¿Habrá servido alguna vez a la verdad? Podría ser.

Quien esté libre de pecado que arroje la primera piedra.

Miss Perseidas said...

Espe es muy "lagarta".
Mi Rita es más maja, más del poble, de la festa, del cor en flama...!

:o

Maestro said...

Efectivamente, Prevost, aunque no se apellida Navarro Vals sino Navarro Baldeweg, aquí está un link: http://www.elpais.com/articulo/espana/Esperanza/Aguirre/despide/Juan/Navarro/Baldeweg/proyecto/Teatro/Canal/elpepuesp/20071020elpepunac_1/Tes

Lo que le pasa a nuestra querida Mary White es que como ella también es una mujer de armas tomar, Espe le suscita un conflicto de liderazgo. ¿No es así?

Mary White said...

Nicholas, tienes razón.

Maestro, te ciega la pasión. Y parece mentira que asumas que me comporto de manera competitiva como un hombre... pero entiendo que no sabes ponerte en el lgra de una mujer, normal.Resulta que Esperanza no va a dar clases en mi universidad, no hay posible problema de liderazgo, sbre todo porque no lidero nada, ni lo pretendo y menos un partido politico o similar. La razón de mi crítica es de otro tipo.

Hola Prevost, muy bien, pero la inauguración en septiembre del 2008 ya no es culpa ni del PSOE ni del coco y se le fueron a doña Espe 1,2 millones de euros...

Anónimo,¿qué es un liberal de pura cepa austriaco? yo solamnete hablo de dichos y actos, nada más.

Clandestino, no diré que Ansón es trigo limpio, pero eso de que Espe no es de las peores... ¡hombre! comparada con Aído? menudo consuelo... No me vale.

Perseidas, no la conozco, pero eso dicen!

Maestro said...

No, no, no se trata de competitividad, no me he debido explicar bien. Se trata del impacto que provoca la gestualidad (la micro y la macroconducta) y la comunicación verbal en cualquier cerebro del mismo sexo. Igual que al ir a ver una peli triste sales triste, igual que al ir a ver una peli sangrienta sales excitado, o asustado tras una peli de miedo... las neuronas (bueno, los astrocitos en realidad) responden activándose con el mismo patrón que ya han vivido repetido a lo largo de sus vidas, aunque con menor intensidad.

Al respecto recuerdo una investigación curiosa en el Reino Unido, resulta que las personas sedentarias que veían programas deportivos sentados en el sofá estaban más en forma que los que veían programas de otro tipo, y tenían mejor salud. (Otra cosa quizá sería su CI).

Mary White said...

Maestro, ese paso de defensa a costa de lo que sea de una política que te gusta a una interpretación en clave científica de porqué me meto con Espe me parece impropia. Andas bajo, te lo noto.

Anonymous said...

Pues significa que como anarquista que me considero me parece la mejor de las alternativas. Soy realista con la situación de que somos cuatro gatos y que no se le pueden pedir peras al olmo. Yo no la he votado nunca ni nunca la votaré, como tampoco votaré a ningún político ya que el sistema en si me parece una aberración, pero no me parece lógico hacer lucha contra ella cuando hay mayores enemigos de la libertad por medio.

Maestro said...

Bueno Mary, no pasa nada. No tenemos que estar de acuerdo en todo.

Mary White said...

Anónimo anarquista, yo no "lucho" contra ella específicamente... critico medidas, políticas, aumento de gasto de ella y de quien haga falta. No lucho contra personas, trato de exponer las políticas, ideas, etc que me parecen mejor o denuncio las que me parecen peor.
Y no creo que se trata de arremeter por orden de prioridades... primero estos y luego los otros. Cuando Esperanza, Miguel Sebastián, o Rosa Díez proponen políticas que se alinean con el liberalismo más sencillo (propiedad privada, libre mercado, cumplimiento de contratos), aplaudo.

Clandestino said...

Decir que no es de las peores, no es verla entre las mejores. En la política española, en general, hay muchos mucho peores que Esperanza. Por ejemplo Gallardón o todo el gobierno en pleno, para no ir más lejos. Nadie en España puede ser peor que el poder que lo franquicia, y la cabeza visible de ese poder es el monclovita. Digo visible porque como muchos sospecho que puede haber trastienda.

Y si nos ceñimos al ámbito liberal, no tiene sentido ubicarla en ningún extremo de un ranking inexistente, ya que no es posible la existencia liberal en este erial. Se le han achicado todos los espacios y no puede sobrevivir en un volumen de poder. Mucho menos cuando está rodeado de oportunistas, vestidos con sedas. Aguirre misma se autodefine como liberal y se queda tan a gusto como si se pone un vestido verde.

Solo considero eficaz para erradicar cualquier mal, atajarlo en su origen. Hoy por hoy el origen de los numerosos males de España, se sitúa en la Moncloa. En cuanto se corten los hilos que parten de allí, todo el montaje se cae.

Otra cosa bien diferente sería si disfrutáramos la democracia que pagamos. Entonces sí podríamos señalar los brotes aislados que surgieran, ajenos a la gestión global del estado.

Anonymous said...

"Conviene repetirlo sin cansancio: primero, el liberalismo español da pena; segundo, el liberalismo de Esperanza Aguirre es propaganda burda; y tercero, el liberalismo de los españoles que aplauden a Aguirre es –por decir algo suave- patético."

Suscribes que el liberalismo español da pena, cuando lo que es, por llamarlo de algún modo, es conservadurismo. Aun así me da igual, ya que más miedo me dan los socialistas, los cuales se, que no tienen ningún respeto a la iniciativa ni a la propiedad privada. Por lo tanto, nunca podré estar de acuerdo con los faraónicos hospitales ni con el teatro para los amigos, pero dentro de lo malo hay que elegir, y esto es lo menos malo. Tenemos que recordar que hasta hace 2 días tuvimos terrorismo de estado? No nos acordamos de la ley corcuera, patada en la puerta?
Repito que yo nunca los votaré, pero tengo bien claro quién es mi enemigo principal y no es más que el socialismo rancio de todos los partidos pero aun más el del soe y sus sindicatos, que te ponen los pelos como escarpias y son los únicos con la fuerza suficiente para ponerlo en práctica como ya lo han demostrado y lo siguen demostrando...

Anonymous said...

Esto no quiere decir que yo sea pepero o me guste Espe, sino que dentro de todo el abanico déspota que tenemos, prefiero a Espe que a otros. Por eso me parece absurdo tirar constantemente piedras diciendo que no es liberal, cuando todos sabemos perfectamente lo que es, dando cancha a los mayores déspotas del reino. Nos estamos tirando piedras contra nuestro propio tejado y jugándonos los que más apreciamos, la libertad a poder elegir y decidir.

Anonymous said...

Si consideramos que la situación de España es una cuestión de emergencia, que exige urgentemente expulsar a la casta política parasitaria, los liberales deberíamos movilizarnos y aparcar las doctrinas de salón.

En cambio, si por pereza intelectual y física, el especimen liberal delega su capacidad de movilización a una opción política ya constituida con el fin de que ésta limite el poder de los órganos del Estado sobre el individuo, realice políticas económicas liberales o de respeto a la autonomía personal y familiar, entonces, con seguridad, descubrirá un día que la libertad habrá muerto y ya será demasiado tarde.

¡Sálvese quien pueda!

www.lodicecincinato.blogspot.com

anghara said...

Hola Prevost, muy bien, pero la inauguración en septiembre del 2008 ya no es culpa ni del PSOE ni del coco y se le fueron a doña Espe 1,2 millones de euros...

Suscribo